La Asociación de Ayuda contra el Cáncer «Ubrique Dame tu Mano», ha agradecido hoy en La Mañana la asistencia de los ubriqueños al 4º Festival Flamenco celebrado el pasado viernes en el IES Francisco Fatou.

Las organizadoras del evento solidario, Encarna Oliva e Isabel Benítez, han destacado además la contribución desinteresada de los artistas invitados que han colaborado con la iniciativa. La recaudación de la entrada junto con la fila cero, permitirá sufragar los gastos de los servicios que presta «Dame tu Mano», estos son desde la ayuda para la adquisición de productos oncológicos, dietas y traslados hasta el apoyo psicológico que a modo de consulta se ofrece a los pacientes de cáncer. Una ayuda que contra todo pronóstico se ha incrementado con la pandemia. En el último año ha aumentando el número de atenciones con usuarios de Ubrique, pero también de otras localidades vecinas, que a través del boca a boca han tenido conocimiento de la labor que realiza el colectivo ubriqueño.

La gala benéfica del pasado viernes ha sido la primera toma de contacto a nivel público, porque si bien «Dame tu Mano» no ha dejado de atender a pacientes y familiares en todo este tiempo, con la apertura intermitente sus instalaciones en función de las restricciones del momento, hasta ahora no se había podido organizar eventos de carácter público, con fin recaudatorio.

Durante este tiempo y al margen de la venta de mascarillas, la Asociación de Ayuda contra el Cáncer ha contado con los ingresos que proviene de la cuota anual de socios. El remanente del que disponían les ha permitido seguir trabajando con los usuarios y mantener los programas de ayuda a enfermos y familiares, sin embargo, la necesidad de fondos siempre está presente. Es por ello por lo que se plantea nuevas iniciativas. La rifa de una manta de crochet donada será la siguiente actividad recaudatoria.

En la actualidad la sede de «Dame tu Mano», permanece abierta desde mayo en horario de 17 a 19 horas. Su sede está situada en el edificio administrativo de la Piscina Cubierta.

Encarna Oliva e Isabel Benítez