Escudería Ubrique muestra su sorpresa ante esta decisión comunicada ayer por la tarde, y la considera un “veto”. Desde la RFEDA alegan que la prueba ubriqueña “no cumple los estándares”, cuando hace un mes les ofrecieron el regreso al Campeonato de España de Montaña. A día de hoy de hecho aparece en la web oficial de la federación en su calendario de pruebas de 2024 como “pendiente de confirmación”. Paco Galán anuncia que presentarán un escrito ante el Consejo Superior de Deportes por “indefensión”. La cita continuará dentro del Andaluz de Montaña, pero podría adelantar su fecha a marzo.

Si no hay novedades de última hora, la XXVIII Subida Ubrique dejará de estar incluida en la Copa de España y será puntuable sólo para el Campeonato de Andalucía de Montaña. Así lo comunicaba ayer la Federación Española de Automovilismo, después de que Escudería Ubrique preguntase al respecto porque le había llegado esa posibilidad de manera extraoficial. Su secretario, Paco Galán, mostraba hoy su indignación en ‘La Mañana’ de Radio Ubrique ante esta decisión que considera un “veto a la Copa”, tras renunciar Escudería Ubrique a regresar al calendario del Campeonato de España por distintas divergencias. No comprenden cómo en su respuesta aducen que la Subida no cumple los estándares, y sin embargo “hace un mes desde la RFEDA querían incluirnos en un nivel superior como es el Campeonato”. Por este motivo, van a acudir ante el Consejo Superior de Deportes por “indefensión” y mantienen siempre la puerta abierta al diálogo, aunque reconocen que es muy difícil que la situación pueda reconducirse ya de cara a esta próxima edición “sobre todo por las formas demostradas”.

En la sucesión de hechos, Paco Galán explicó que en septiembre se inscribieron para la Copa de España de Montaña abonando el correspondiente canon. En noviembre, una vez que se suspendía Totana para 2024, les contactaron desde el RFEDA para invitarles a regresar al Campeonato, a lo que Escudería Ubrique se mostró dispuesta, siempre que se resolviesen los flecos que les obligaron a tener que dejar el Nacional en 2022. De hecho en el calendario para 2024 aún se recoge en su web oficial la inclusión de Ubrique como “pendiente de confirmación”. Según precisó, en principio el problema de las mangas de vehículos prioritarios tendría menor incidencia este año y podía ser salvable, pero el principal escolló surgió ante la intención de la federación de hacerse con el streaming de la prueba, con un coste de 2.500 euros que además tendrían que pagar.

La Subida viene haciendo el streaming desde hace cuatro años, con una importante inversión y esfuerzos en la colocación de antenas y fibra óptica por todo el recorrido, con 6 o 7 cámaras. Galán señaló que la RFEDA lo hace desde el año pasado con 2 o 3 cámaras, ” y tendríamos que pagarlo, cuando nosotros ya lo tenemos, además no podríamos metre la publicidad acordada con nuestros patrocinadores y tendríamos que dejar fuera a nuestro productor”. Este ha sido el principal punto de desencuentro, que por otra parte “ni siquiera viene recogido en ningún sitio dentro de la documentación pública del Campeonato de España”, añadió.

Según destacó, después de una reunión en diciembre con el Departamento de Marketing de la RFEDA, y ante la intransigencia en relación al tema del streaming, Escudería Ubrique comunicaba en enero la renuncia a regresar al Campeonato de España. Para Paco Galán, se trata de una “decisión sibilina”, “no queréis entrar en el Campeonato a lo que nosotros decimos, pues tampoco vais a estar en la Copa”.

Escudería Ubrique recuerda que fijaron este año la fecha en abril (12-14 abril), en vez de el habitual mes de marzo, a instancias de la RFEDA para encuadrarla en el calendario del Nacional. Ahora, deben acordar con la Federación Andaluza si adelantan la celebración que barajaban en principio en marzo (15-17 marzo), para no coincidir con otras citas automovilísticas autonómicas.

La Subida Ubrique viene sorteando distintos obstáculos en los últimos años. Desde una convocatoria de elecciones generales en 2019 que obligó a suspender la prueba a última hora, hasta la irrupción de la pandemia en 2020 que volvía a descartarla, y el regreso el año pasado fuera de su fecha a finales de junio con el condicionante del protocolo frente al COVID. En 2022 el sobresalto llegaba por parte de la Federación Española de Automovilismo, al rechazar la excepcionalidad en el formato propuesta por la organización, por lo que después de muchos años la prueba dejó de ser puntuable para el Nacional de montaña. Ahora son excluidos de la Copa de España de Montaña, si bien Paco Galán quiso subrayar que “seguimos fuertes” y “vamos a seguir demostrando lo que es la Subida Ubrique”, que según precisó no se verá condicionada ni económica ni deportivamente por la decisión de la RFEDA, ya que “la Copa sólo trajo el año pasado 6 vehículos”.

Paco Galán, secretario de Escudería