En la jornada de ayer jueves los organizadores del Belén Viviente reunidos en Asamblea tomaban la decisión de aplazar la décimo segunda edición de este evento navideño.

Las causas, son del todo conocidas, las lluvias que desde principios de semana se anuncian para la jornada de mañana sábado y  que impedirían el desarrollo de está actividad. El Belén Viviente queda aplazado para el sábado siguiente, el 22 de diciembre, día de la lotería, eso sí en caso de que la lluvia vuelva amenazar la nueva fecha la actividad podría suspenderse.

Antonio Mateos, presidente de la Asociación de Vecinos Plaza de la Verdura y Casco Antiguo, nos lo ha contado hoy en  La Mañana

Etiquetado en: