Ubrique da un paso más en Economía Circular y promueve la recogida selectiva mediante el puerta a puerta individual y comunitario

Ubrique da un paso más para la aplicación de un modelo de gestión de Residuos Sólidos Urbanos más sostenible, que repercutirá en una mejora de la salud ambiental y personal. En el nuevo proyecto se implica especialmente a la ciudanía, pero también a la empresa de Basuras (Basica) y a las administraciones. Estas últimas lo hacen en el marco de la iniciativa de Economía Circular, financiada por la Inversión Territorial Integrada de la provincia de Cádiz (ITI). Se trata de un programa pionero, que a modo de experiencia piloto se está implantando en la Sierra de Cádiz. Zahara de la Sierra y Torre Alháquime han sido los primeros, ahora le llega el turno a Ubrique, Setenil, Algar y El Bosque, donde comienza a desarrollarse por fases.

El proyecto que cuenta con distintas líneas de actuación, se daba a conocer de manera directa a la ciudadanía con el programa de compostaje doméstico voluntario, que en Ubrique ya está en marcha con unas cien adhesiones. En la actualidad se trabaja en la campaña divulgativa previa para el cambio del modelo de recogida selectiva, otra línea de intervención de la Economía Circular.

Hasta ahora el ciudadano ha separado en casa las distintas fracciones de los residuos (envases, vidrio, cartón y el «totum revolutum» que forma lo que descargamos con nuestra bolsa de basura en el contenedor verde), que después se depositaban en los contenedores de la calle. Con el nuevo sistema se será aún más selectivo en la diferenciación de los restos en el hogar, especialmente con los orgánicos. El cambio se espera sea bien acogido, si se atiende a los altos índices de reciclaje que suele liderar Ubrique. Si bien es cierto, que habrá que asimilar la separación de los residuos propios que generamos y depositarlos según un calendario de recogida establecido.

Este verano los trabajadores de Basica participaban en formaciones para la aplicación de este modelo. Ahora le llega el turno a la ciudanía, de modo que durante los próximos tres meses se informará a los ubriqueños de los procedimientos, con una campaña donde se van a mantener reuniones y cursos de formación en colegios, colectivos, asociaciones de vecinos y comunidades de propietarios. Después llegaría su aplicación, en un calendario aún por concretar pero donde a priori se simultanearían los sistemas. Desde Radio Ubrique hemos colaborado en esta primera fase de divulgación, explicando a los oyentes los procesos a asimilar y resolviendo las dudas más frecuentes. Para ello, hemos contado con la  concejala de Residuos Sólidos Urbanos, Isabel María Bazán, y la coordinadora de difusión del proyecto Nieves Gómez de Hyla Formación.

¿Cómo será el nuevo modelo de recogida selectiva?. El puerta a puerta

La iniciativa de Economía Circular se va a implantar en todo el municipio pero con diferentes fórmulas de aplicación dependiendo de si nuestra vivienda es unifamiliar con la recogida puerta a puerta o se trata de un bloque de pisos, donde se procedería mediante un sistema mixto de recogida comunitaria.

De este modo, se sectorizará Ubrique por áreas. En localizaciones como el Casco Antiguo donde predominan las viviendas unifamiliares, se retirarían los contenedores de la calle y se entregaría a los residente un depósito para orgánicos de color marrón. Cada 8 semanas se repartirán las bolsas compostables correspondiente para este contenedor, donde sólo se pueden depositar los restos orgánicos, es decir, biodegradables de alimentos como cáscaras y pieles de frutas, restos de carnes, pescados, verduras, posos de café, restos de infusiones, etc., que irán destinados al compostaje.

El ser cuidadosos en esta selección es fundamental para evitar contaminar el proceso. El contenedor marrón de casa, se sacará a la calle (en la puerta de nuestra casa), para su retirada tres veces a la semana, los envases ligeros, dos veces en semana, el papel y cartón se sacará una vez a la semana, al igual que el resto de residuos. Las distintas fracciones serán recogidas en la puerta de las  viviendas o del comercios, siguiendo un calendario preestablecido y con el control y asesoramiento del personal de Básica.

El vidrio no se incluye en el puerta a puerta y se deposita en pequeños iglús verde que se localizarán por zonas. Los demás contenedores desaparecerán de la vía pública. Se habilitarán en zonas concretas los denominados como contenedores de emergencias, para aquellos vecinos que por circunstancias en un momento puntual no puedan acogerse a los horarios de recogida.

El modelo mixto comunitario

En los lugares de mayor densidad de población donde predominan los bloque de pisos, el sistema cambia, pero no el sentido, manteniéndose la idea de promover el compostaje y separar por fracciones.

Al puerta a puerta comunitario se adhieren voluntariamente los miembros de la comunidad, a estos se les facilita el contenedor marrón para orgánico, que con la misma periodicidad que las unifamiliares trasladarán a un contenedor también marrón que estará situado en la calle. Estos vecinos tendrán una llave para poder acceder a esta estructura. Lo demás se mantiene como hasta ahora, eso si se sacan los restos, según los días establecidos de recogida para cada desecho, en los correspondientes contenedores de la vía pública.

La obligación de separar los restos orgánicos

Con la separación de la basura orgánica se pretende cumplir la directiva de la Unión Europea que obliga a la recogida separada de estos residuos antes del 1 de enero de 2024. Pero hay más, ya que estos restos orgánicos no sólo se podrán reutilizar para hacer compost y comercializarlo como abono para jardinería y agricultura, sino también evitar que acaben en el vertedero.

El Proyecto de Ley de Residuos y suelos contaminados, presentado en el Congreso en mayo de este año está llamado a convertirse en la primera ley que incorporará en España el paquete de economía circular de la Unión Europea y que introduce novedades importantes, entre otras, una nueva fiscalidad o las restricciones a los plásticos de un solo uso. También obliga a los ayuntamientos de más de 5.000 habitantes  a tener instalados los contenedores marrones destinados exclusivamente a la basura orgánica, que deberán recoger por separado en 2022.

ITI Economía Circular

El proyecto de Economía Circular  está enmarcado en la Inversión Territorial Integrada de Cádiz y tiene un carácter demostrativo y experimental, con la aspiraciones de ser replicado en otras zonas de Andalucía. Se trata de una iniciativa cofinanciada por los Fondos Europeos y liderada por la Consejería de Agricultura, Pesca y Desarrollos Sostenible de la Junta de Andalucía  en colaboración con la Mancomunidad de Municipios de la Sierra de Cádiz.

El proyecto integra varios modelos de recogida orientados a la búsqueda de protagonismo del ciudadano y adaptados a cada zona, estos serían el puerta a puerta, el puerta a puerta previo aviso, las isletas de aportación, los contenedores inteligentes, el punto limpio móvil y el punto limpio fijo. Además prioriza la gestión en ciclos cortos orientados a la implicación ciudadana, con el aprovechamiento de los resto de alimentos, el compostaje doméstico, municipal y mancomunado con el aprovechamiento también de áridos y restos vegetales y forestales.

Plan Estratégico para la implantación de un proyecto de Economía Circular en el ámbito de la gestión de los residuos que se generan en la Sierra de Cádiz, recoge como objetivos la implantación de un sistema de recuperación de los residuos municipales, agrarios, forestales e industriales no peligrosos de la comarca de la Sierra de Cádiz, de manera eficiente mediante la aplicación de las mejores tecnologías disponibles de segregación, recogida, transporte, implantando en el territorio gestores especializados en cada una de las fracciones de residuos, generando empresas especializadas en la recuperación, la preparación para la reutilización y el reciclado.

Isabel María Bazán, concejala de RSU en el Ayuntamiento de Ubrique y Nieves Gómez de Hyla Formación.

Rescatados otros 4 buitres leonados en menos de 24 horas en Ubrique entre el domingo y ayer lunes

Son ya 6 los ejemplares que han caído sobre Ubrique a causa del calor y la falta de agua y comida durante los últimos quince días. Antonio García cuenta ya con 5 buitres en su gallinero, mientras que uno no pudo sobrevivir, a la espera de que el CREA los recoja. Hace un llamamiento a las Administraciones Públicas para que faciliten algún abrevadero y comedero de aves, y avisa de que esto puede multiplicarse en los próximo días.

La ola de calor de los últimos días sigue pasando factura a la colonia de buitres leonados de la Sierra de Cádiz. El domingo la Policía Local recibía la llamada de un vecino del Caldereto para alertar de la caída de un joven ejemplar en su patio, a los que se sumaron otros tres ayer lunes en distintas fincas de la Venta Martín, el Arroyo de Los Cidrones, y el Camino de Benaocaz. Todos con las mismas características: polluelos de primer año que se ven desorientados, y quedan exhaustos al no encontrar agua ni comida.

Hoy en ‘La Mañana’ de Radio Ubrique, el naturalista ubriqueño Antonio García, encargado de su rescate y recuperación, ha denunciado la falta de respuesta por parte de las Administraciones Públicas, ante las que sigue reclamando una sencilla medida como puede ser la ubicación de un comedero y un abrevadero en la zona, o la recuperación de los que ya existían. La inacción administrativa se refleja también en el hecho de que 18 días después de rescatar al primer buitre, aún nadie ha acudido desde el Centro de Recuperación de Especies Amenazadas (CREA Dunas De San Antón) del Puerto de Santa María para recogerlos y completar su recuperación.

Antonio García cuenta ya con 5 ejemplares en su gallinero donde sigue cuidándolos y alimentándolos, gracias a la colaboración de carniceros locales como es el caso de Bartolo Canto. Uno de los polluelos, el encontrado ayer por encima de la depuradora en el Arroyo de los Cidrones estaba en muy mal estado, con convulsiones, y finalmente no ha podido seguir adelante.

El año pasado llegaron a reunir hasta 7 ejemplares a la vez, por la sucesión de rescates concentrados en pocos días. La situación podría repetirse e incluso empeorar en los próximos días a medida que vaya avanzando el verano y continúen las altas temperaturas y la ausencia de lluvias.

La provincia de Cádiz reúne cientos de parejas nidificadoras del buitre leonado, lo que supone 2/3 de toda la población en Andalucía y la mayor de toda Europa. Una buena parte se encuentra en el entorno de Ubrique, por lo que son relativamente frecuentes las caídas de estos animales incluso sobre el casco urbano en fechas de altas temperaturas, a causa del agotamiento ante la falta de agua y comida de las aves más jóvenes y al no encontrar las corrientes térmicas necesarias para tomar altura.

Antonio García ha agradecido la colaboración ciudadana por dar aviso a la Policía Local cada vez que observan estos episodios. Ha insistido en la importancia de no intentar recoger las aves, por el peligro de picotazos, desgarros e infecciones, que pueden provocar.

Antonio García, recuperador de buitres leonados en Ubrique

La Delegación Municipal de Medio Ambiente culmina el desbroce y limpieza del Camino de Fátima, Los 20 pilares, y otros senderos

A través del Plan Aire 2020, el Ayuntamiento ha acometido un total de 11 actuaciones de mejora cuyos trabajos finalizaron el pasado 2 de mayo, a cargo de un equipo integrado por seis peones forestales, dos capataces y una Ingeniera Técnica Agrícola.

La delegada municipal de Medio Ambiente, Hacienda, Personal, Nuevas Tecnologías, y Cementerio, Trinidad Jaén, ha explicado hoy en ‘La Mañana’ de Radio Ubrique las acciones enmarcadas en el proyecto de ‘Mejora del entorno natural de caminos y senderos‘, que ha contemplado la poda, desbroce y limpieza de distintas zonas del municipio. En concreto, dos actuaciones de envergadura en el Camino de Fátima y Los 20 Pilares, a los que se han sumado finalmente otras 9 acciones para la puesta en valor de otros puntos como el Camino del Amarguillo, Pinitos, Plaza de Toros, y entorno, Plan Parcial II, los depósitos de agua de Los Olivares y Cornicabra, alrededores de la pista deportiva del Caldereto, Calvario, inmediaciones del IES Las Cumbres, y la Avenida de Diputación hasta el Matadero.

El objetivo del Ayuntamiento era mejorar caminos y senderos muy transitados por los ubriqueños para pasear, más aún durante esta época de pandemia, dando respuesta así a las peticiones planteadas por muchos vecinos. En el caso del Camino de Fátima, los trabajos se han desarrollado desde el Matadero en una longitud de unos 4,5 kilómetros, con el desbroce y poda de los márgenes, especialmente de las zonas de curva para lograr una mayor visibilidad. Paralelamente, se recogió una gran cantidad de residuos.

La segunda gran actuación se centró en Los 20 Pilares, con inicio en las proximidades de la gasolinera BP hasta la Cañada de la Breña. Unos trabajos de desbroce que han permitido habilitar el paso en puntos donde era ya muy complicado por la vegetación existente, y razón por la que muchos senderistas acababan invadiendo fincas privadas aledañas. Según explicó la delegada municipal, ha sido la actuación que más tiempo y esfuerzo ha supuesto por parte de los integrantes del equipo, conformado por seis peones forestales, dos capataces y una Ingeniera Técnica Agrícola.

En las 11 acciones de mejora desarrolladas se procedió a la quema in situ de los restos vegetales que se generaban y, tras la limpieza de las distintas zonas, la basura y los escombros fueron depositados en contenedores y el Punto Limpio respectivamente. Trinidad Jaén ha querido destacar la labor de los trabajadores, que además recibieron la felicitación de los propios vecinos.

Este proyecto de ‘Mejora del entorno natural de caminos y senderos‘ es uno de los 15 incluidos por el Ayuntamiento de Ubrique en el Plan Aire (Iniciativa para la Activación, Impulso y Recuperación del Empleo). La partida concedida por la Junta de Andalucía fue de 426 mil euros, que el Consistorio complementó con una aportación municipal de 60 mil euros para los costes de las 47 contrataciones previstas, durante un período de 6 meses. Las primeras acciones arrancaron el 21 de septiembre, con contrataciones de forma paulatina, y se prevé que finalicen el 31 de agosto, incluyendo desde el refuerzo de personal municipal especializado, hasta las labores de desinfección frente a la COVID-19, entre otros proyectos.

En este sentido, Trinidad Jaén ha lamentado que el Gobierno Andaluz aún no haya dado a conocer ningún plan de empleo de apoyo a los municipios para este 2021, a pesar de las especiales dificultades en estos momentos a causa de la pandemia, y recordó que estas actuaciones corresponden al Plan Aire del año 2020. Por contra, destacó el respaldo fundamental que vienen recibiendo de la Diputación Provincial a través de distintos programas, entre los que el próximo en llegar será el Plan Extraordinario COVID-19.

Trinidad Jaén, delegada municipal de Medio Ambiente

Con Pepa Gómez nos trasladamos a las puertas del Pinsapar llegando a los Llanos de Rabel

Coincidiendo con la eliminación de las restricciones de movilidad hoy en «Descubre nuestro entorno» hemos abierto fronteras, y sin salir del Parque Natural Sierra de Grazalema eso si, nos hemos marchado hasta la vecina localidad para introducirnos en el Pinsapar por los Llanos de Rabel. La propuesta nos llega desde Camenae, que en este mes de mayo ha retornado las excursiones guiadas. Esta la podemos hacer mediante las dos fórmulas, a través de una empresa especializada en rutas de naturaleza, o por libre. En ambos casos es necesario contar con la autorización del Parque para acceder, ya que se trata de un espacio protegido. El Centro de visitantes de El Bosque tramita la solicitud, preferentemente por correo electrónico cvelbosque@reservatuvisita.es, o en el teléfono: 956709733.

La ruta de hoy no nos introduce en el corazón del Pinsapar, sino que se queda en la entrada al discurrir por la pista forestal creada para su acceso. Sin embargo, se trata de un camino sencillo de escasa dificultad, apto para ir en familia y disfrutar de un entorno privilegiado. Además al finalizar podemos adentrarnos en un pequeño bosque de pinsapos, haciendo una breve ruta circular. Con Pepa Gómez, hemos conocido la leyenda que da nombre a esta zona, la fauna y flora que podremos observar y curiosidades tales como que en este espacio se rodó en 1953 la película «Carne de horca».

Este circuito del Camino de Pinsapos no podría realizarse a partir de junio, ya que entonces no se autoriza el acceso debido al riesgo alto de incendios forestales.

Nuestro recorrido comienza como siempre desde la Oficina de Turismo de Ubrique, pero en esta ocasión deberemos desplazarnos hasta la carretera CA-9104, dirección Puerto de las Palomas kilómetro 9. Accederemos por la izquierda al sendero, para cruzar una cancela con portillón al lado, donde tendremos que mostrar nuestras autorizaciones. La ruta lineal nos llevará durante unas cuatro horas a disfrutar de unos 7 kilómetros de recorrido, ida y vuelta. Durante el itinerario disfrutaremos de espacios frecuentes de sombra. Llegaremos al bosque de pinsapos por un camino densamente poblado de vegetación mediterránea que cobija una gran variedad de fauna. Al fondo veremos la Sierra del Pinar, donde destaca la silueta de El Torreón, y, aún más arriba, el vuelo impecable de los buitres. Además de buitres leonados, podemos observar otras aves como azor común, agateador común, trepador azul, herrerillo común, carbonero y pinzón, entre otros.

Los Llanos de Rabel con Pepa Gómez en «Descubre nuestro entorno» 10 de mayo 

Con Pepa Gómez celebramos la «Crujía de Gamones» realizando la ruta Ubrique-«Caña» de los Gamonales.

Aunque el Covid-19 haya dejado este año sin sentido buscar gamones para la Crujía en torno al 3 de mayo, manteniendo por segundo año consecutivo en suspenso la fiesta de las Cruces de Mayo y a la espera de una recuperación, a los ubriqueños en esta época, se nos van los ojos cuando salimos al campo buscando el Asphodelus aestivus o lo que es lo mismo el gamón. Una tradición, que no podíamos dejar pasar, a pesar de las circunstancias adversas. Es por ello, por lo que Pepa Gómez nos ha llevado hoy desde Ubrique hasta la «Caña» de los Gamonales, en una ruta bien conocida, ya que sus inmediaciones han sido recinto romero y espacio de recreo de los ubriqueños.

Se trata de una ruta lineal de unos 10 kilómetros, de dificultad moderada que trascurre en pleno Parque Natural Sierra de Grazalema. En nuestro itinerario pasaremos por tes puentes de interés, que se suelen obviar en el trascurrir del camino y que hoy hemos querido también destacar, el «puentecito romano» del Naranajal, el viejo puente de la Vega, junto a la plataforma de hormigón que los sustituye en la actualidad (salvo fuertes precipitaciones) y el Puente de la Vega Realejo.

Partimos desde la Oficina de Turismo en dirección al Matadero, desviándonos antes de llegar por el camino del «Enrriaero» desde donde divisaremos el primero de los puentes anteriormente mencionado. Cruzamos la carretera y llegamos a la Vega dejando a la izquierda el segundo puente. En nuestro avance nos toparemos con el puente del Reajelo, que no llegamos a cruzar, ya que subimos en dirección al Antonio Barbadillo hasta la carretera A 373, Ubrique -Cortes. Cruzamos y nos preparamos para el ascenso que nos llevará hasta la cota más alta de la ruta en torno a 770 metros de altitud.

La subida de la cañada nos llevara a las ruinas conocidas como casa Barrida y a nuestro destino. En este lugar podremos disfrutar de las vistas, observar las buitreras y conocer una vegetación rica en acebuche, lentisco, lavanda y por supuesto gamones.

Ruta Ubrique- «Caña» de los Gamonales con Pepa Gómez

 

Basica prevé que en este 2021 el proyecto de ‘Economía Circular’ se extienda a todos los municipios de la Sierra, incluido Ubrique

El gerente de la empresa pública mancomunada Basuras Sierra de Cádiz (Básica) ha asegurado hoy en ‘La Mañana’ de Radio Ubrique que durante este nuevo año 2021 el proyecto de Economía Circular se extenderá a todos los municipios de la comarca de la Sierra, incluido Ubrique, tras los ensayos realizados hasta ahora en localidades como Zahara, El Gastor, Villaluenga del Rosario o Torre-Alháquime. Junto a Javier Jiménez hemos repasado el día a día de Basica desde que se inició la pandemia, con el protocolo seguido por parte del personal, o las acciones especiales de desinfección que siguen realizando de forma periódica en calles, colegios, edificios públicos o la residencia de ancianos.

Como en otros ámbitos, también Basica ha registrado un gran número de cambios desde el pasado mes de marzo en su dinámica de trabajo para adaptarse a la nueva situación a la que obliga la pandemia. Según ha explicado, el primer paso fue desarrollar el correspondiente protocolo de seguridad e higiene específico frente al COVID-19 para la protección de la plantilla, que se sumó a las medidas de prevención laboral ya existentes. De esta forma, se escalonaron horarios para evitar el contacto entre los distintos turno y grupos de trabajo, con el objetivo además de que el servicio diario de recogida de basuras no se viese mermado.

La planificación del servicio a lo largo de la semana también se ha visto modificada, ya que por un lado han desaparecido del calendario los eventos festivos, culturales y deportivos, característicos antes casi cada fin de semana. Pero, por otro, han surgido nuevas tareas como la desinfección frente a la COVID-19 de la que se han encargado los operarios de Basica en vías y edificios públicos desde el inicio de la pandemia. Estos trabajos, intensificados durante la época de confinamiento, continúan actualmente desarrollándose cada día. Por ejemplo, los parques infantiles cuatro veces por semana, los colegios todos los fines de semana tanto en su interior como en los patios, cada semana la residencia de ancianos, así como edificios públicos y las vías de mayor tránsito peatonal.

En relación al reciclaje de residuos, Jiménez destacó que durante 2020 la población ubriqueña mantuvo la misma línea de gran colaboración en la separación de residuos, y ha sido un año de consolidación del Punto Limpio -que también gestiona Basica- en el que creció el número de pequeños y grandes electrodomésticos depositados, así como pinturas y aceites. En este sentido, también aseguró que este nuevo año 2021 será muy importante en relación al proyecto de Economía Circular, que se va a poder extender a todos los municipios de la comarca, incluido Ubrique.

Según precisó, ya cuentan con el material necesario para el compostaje en las propias viviendas, que se le entregará de forma gratuita a todas aquellas personas que dispongan de jardín o huerto para elaborar su propio abono. También se va a llevar la recogida ‘puerta a puerta’ que ya es una realidad en Zahara de la Sierra a todas las poblaciones, para la drástica reducción de residuos, ya separados, y se implantarán los denominados ‘contenedores inteligentes’ de cara a los bloques de pisos, con la identificación de cada usuario.

El objetivo en el futuro, pagar las tasas de basura según el compromiso y la colaboración de cada domicilio. Todo este proceso conlleva la reducción de residuos, ahorro energético y de materias primas, sostenibilidad ambiental y mejora de la calidad de vida para los ciudadanos. De igual manera, también se reducen fuentes de contaminación y se eliminan del paisaje elementos indeseados. Se trata del proyecto de Economía Circular, enmarcado en el Plan Estratégico para la Gestión de los Residuos Municipales de la Sierra de Cádiz, y que es pionero en Andalucía financiado con fondos europeos de la Iniciativa Territorial Integrada (ITI). El concepto de Economía Circular se refiere a un proceso que permite cerrar el ciclo de vida de los productos: se fabrican, se usan y sus residuos se reutilizan para fabricar otros nuevos.

Javier Jiménez, gerente de Basica