Tras la experiencia de las primeras fiestas gastronómicas de la pasada semana llega este sábado la Chicharroná a la Barriada Andalucía, en concreto a la calle Tenería donde en las últimas ediciones se ha celebrado la degustación de chicharrones. Tras la paralización que ha supuesto la pandemia, este es la primera iniciativa que asume la ahora Junta Rectora de la barriada, ya que en en la actualidad la asociación de vecinos no cuentan con directiva. Así nos lo ha contado Esther Rubio, con quien hemos hablado de la fiesta gastronómica, pero también de la situación del colectivo. Tras la Chicharroná se pretende reactivar la asociación, actualizando el censo de socios y creando una nueva directiva que retome la actividad del barrio. «Hay ganas después de dos años sin actividad», de hecho ya se piensa en las próximas fiestas, la «Crujía de Gamones».

Entre los cambios más destacados de esta edición, la coincidencia con la degustación de «Papas Aliñas» en la Peña Sevillista y la participación de los grupos del Carnaval después de su paso por el Fatou la semana pasada, lo que al igual que el anterior domingo en Antonio Vega y Algarrobal, nos dejará una estampa inusual de agrupaciones con tipo y disfraz en el escenario. Estos cambios se reciben con cierta reserva a la espera de conocer como serán considerados entre los aficionados.

La Chicharroná 2022, repartirán a partir de las 13:30 horas los 100 kilos de chicharrones a los que la asociación dará su último toque, antes de ofrecerlos para la degustación. La asociación también preparará filetes para su venta, unos 220, junto con las bebidas.

Tras la pausa de la pandemia, este será el sexto año que la Chicharroná se celebre en la calle Tenería, justo en la puerta de la sede del colectivo vecinal, y no la plazoleta de la calle Alhambra. En 2016  la lluvia ya obligó a los organizadores a trasladar su ubicación, que han comprobado que ofrece más ventajas para su desarrollo. A causa de la celebración se restringe el tráfico en esta vía a la altura de la calle Arcos, durante el desarrollo de la fiesta.

Esther Rubio, tesorera de la Asociación de Vecinos de la barriada de Andalucía.

 

Al margen de las circunstancias pandémicas, el principal cambio de la XXV edición de las Papás Aliñás es la jornada y localización donde se celebrará. Esto es el segundo fin de semana del Carnaval de Ubrique, en vez del último y en la vía donde está situada la nueva sede, calle Santiago número 10. Grandes cambios que esperan sean bien aceptados entre los aficionados y asistentes a la degustación. Con Manuel Sígler, presidente de la Comisión Gestora de la Peña hemos conocido los detalles de la celebración.

Al contar la sede con un espacio reducido, la fiesta será en el exterior, el escenario se situará en la confluencia de la calle Santiago con la calle San Miguel, para dejar el acceso libre a los garajes de la zona.

A partir de las 14:30 horas aproximadamente, se podrán degustar unos 90 kilos de papas elaboradas por los socios de la Peña, con el toque de Pepe Martel. Serán servidas por los miembros de la Comisión Gestora y el personal del bar.  Pendiente de la convocatoria de una Asamblea de socios para la elección de una nueva Junta de Gobierno, la actual Comisión Gestora decidió asumir la fiesta gastronómica, en la fecha propuesta por el Ayuntamiento, retomando así una de las celebraciones más tradicionales del Carnaval de Ubrique. Se descartaba no obstante,  el Concurso Carnavalesco que se celebró por última vez en los Carnavales de 2019.

La Chorizá, Tortillá, junto con la Jamoná y Chicharroná (antes Mejilloná), así como las Papas Aliñás (Peña Sevillista), que a pasar de ser organizada por particulares se incluyen en el programa oficial del Carnaval, han sido las celebraciones gastronómicas más continuas y  las que acumulan por tanto más ediciones. Este año la Chicharroná (sin contabilizar las ediciones de su antecesora la Mejilloná) cumplirá 15 años, mientras que la degustación de las «Papas Aliñas» alcanza sus bodas de plata.

Manuel Sígler, integrante de la Junta Rectora de la Peña Sevillista de Ubrique