Asociaciones a nivel provincial y regional reclaman un aumento mucho mayor del 2,6% de coste por plaza anunciado por la Junta. Denuncian que muchos centros deberán cerrar, más aún tras los costes extras por los protocolos COVID.

La Asociación de Discapacitados de Ubrique (Discubriq) se ha sumado a la reivindicación conjunta que la federación provincial Fegadi y Cermi a nivel regional están realizando para mantener un encuentro urgente con el presidente de la Junta de Andalucía, después de que el Gobierno Andaluz anunciase un incremento del 2,6% en el coste por plaza de los centros de personas con discapacidad para este año. Los colectivos consideran esa cifra del todo insuficiente, dado que sus cálculos apuntan a la necesidad de una subida de más del 30%, más aún después de los gastos extraordinarios derivados de la aplicación de los protocolos frente a la COVID-19, y auguran que muchos centros tendrán incluso que cerrar si no se rectifica. Hoy hemos abordado esta cuestión con el presidente de Discubriq, Manolo Piñero, con quien además nos referíamos a otros temas de actualidad.

Así, por ejemplo, explicó el contenido de la reunión mantenida días atrás con la alcaldesa de Ubrique, Isabel Gómez, en la que les informó del avance de las obras en la nueva sede, cedida por el Ayuntamiento, que estará ubicada en la planta baja de los antiguos locales de Unificación en Ingeniero Juan Romero Carrasco, y se analizaron puntos a seguir subsanando en materia de barreras arquitectónicas. En relación a la campaña de sensibilización ‘Con la accesibilidad por bandera’, que se está impulsando a nivel provincial desde Fegadi, y que apoya Discubriq con el objetivo de visibilizar las principales problemáticas a las que se enfrentan en el día a día, en estas semanas han puesto el foco en la modificación de la Ley de la Propiedad Horizontal para evitar el confinamiento de por vida de muchas personas que no pueden salir de sus domicilios por las barreras existentes en sus edificios.

Manolo Piñero, presidente de Discubriq