El jueves 26 de abril de 2018 será recordado por el terremoto, con epicentro en el término municipal de Gaucín, que se dejó notar en Ubrique a las 13,13 horas con una magnitud de 4,5 en la escala de Richter, y que afortunadamente quedó en una anécdota puesto que no llegó a producir daños. Así lo confirmaba hoy en ‘La Mañana’ de Radio Ubrique el primer teniente de alcaldesa, Manuel Ángel Chacón, según los propios datos aportados por Policía Local y Bomberos, quienes no registraron ninguna incidencia.

En cualquier caso, se trató del mayor seísmo del que se tiene constancia en las últimas décadas en nuestra localidad, y de mayor magnitud datado por el Instituto Geográfico Nacional al menos durante el último mes en nuestro país. El temblor, que a penas se prolongó unos segundos, tuvo en Ubrique una intensidad de grado 4, en una escala de 10, alcanzando su máximo de 5 en intensidad en la zona más próxima al epicentro, en localidades como Cortes de la Frontera, pero llegó a ser registrado por el IGN en toda la Sierra de Cádiz y Ronda, la Costa del Sol e incluso las capitales de Sevilla y Málaga.

El hipocentro del terremoto se situó a 12 kilómetros de profundidad, en el término municipal de Gaucín, lo que representa una distancia de unos 20 kilómetros en línea recta hasta Ubrique. De ahí que fuese sentido con cierta intensidad por toda la población. Vecinos de diversos puntos de la localidad contactaron con Radio Ubrique, y a través de Facebook nos confirmaban que también habían sentido el temblor desde multitud de puntos de la comarca y otras poblaciones como Parauta, Genalguacil, Marbella, o Estepona.

Muchos de los centros educativos pusieron en práctica el protocolo de seguridad para este tipo de casos, y condujeron a los alumnos hasta sus patios exteriores, como los CEIP Fernando Gavilán, Víctor de la Serna, o Reina Sofía, e institutos como Las Cumbres o Los Remedios.

Foto: IES Las Cumbres

Siguiendo la escala sismológica de Richter, el terremoto de ayer se describe como ‘ligero’ (entre 4 y 4,9 de magnitud), en los que lo habitual es que se produzcan ‘movimientos de objetos en las habitaciones que genera ruido”, calificándolo como ‘sismo significativo pero con daño poco probable’.

Andalucía es una zona de importante actividad sísmica, de hecho constituye la segunda región con más seísmos de España, entre el tercio y la mitad de los registrados en todo el territorio nacional, si bien la mayoría pasa inadvertida debido a su baja intensidad. Solo uno de cada cien son notados por la población, siendo Granada y Almería las provincias que mayor número registran.

Manuel Ángel Chacón, primer teniente de alcaldesa