El olfato es el gran desconocido, sin embargo de todos nuestros sentido es el que se comunica más directamente con el cerebro y el que dispone de la capacidad de evocar imágenes y sensaciones. Del olfato, su funcionamiento y sus capacidades, trata el Taller Oler y Saborear con el cerebro que se imparten hoy en nuestra localidad a través del Proyecto Ciudad Ciencia, impulsado por el Centro Superior de Investigaciones Científicas y la obra social “la Caixa” y con la colaboración del Ayuntamiento de Ubrique. Hoy en La Mañana de Radio Ubrique, hemos conocido los contenidos del taller y sus destinatarios con el teniente de alcaldesa, Manuel Ángel Chacón y con Eduardo Weruaga de la Red Olfativa Española.

Weruaga nos ha hablado  además de su trabajo en la Red Olfativa Española, así como de la importancia de la divulgación científica no sólo entre escolares sino también entre la ciudadanía general. Como científico y profesor en la Universidad de Salamanca reconoce sentirse cómodo es esta faceta que dice “te sitúa con los pies en la tierra”.

Los talleres se realizan en el Convento de Capuchinos en tres sesiones, está mañana se han desarrollado los destinado a estudiantes de los IES Nuestra Señora de Los Remedios y IES Las Cumbres y ya en horario de tarde, a partir de las 16 horas, llegarán los dirigido al público en general, donde se contará además con los finalistas del Concurso “Chef Sierra de Cádiz”. El taller está siendo impartido por Laura López Mascaraque y Eduardo Weruaga del Instituto Cajal del CSIC y de la Red Olfativa Española.

Tras una charla explicativa sobre las bases biológicas del olfato y el gusto, los asistentes pondrán a trabajar sus narices y sus cerebros con una serie de pruebas individuales, como un test para saber si son supergustadores, y otro para medir su memoria olfativa. Los asistentes también tendrán la oportunidad de saber el número de papilas gustativas que tienen, e intentarán adivinar qué aroma se esconde en varias cajitas. Los tests que realicen los participantes formarán parte de un estudio que está realizando la Red Olfativa Española a nivel nacional sobre capacidad olfativa y gustativa.

Los olores tienen efectos que escapan a nuestro control consciente. Están íntimamente unidos también al mundo de la emociones, de tal manera que pueden evocarnos sensaciones o incluso estados de ánimo. De hecho, el olor de nuestros semejantes nos ayuda a sentir empatía y regula nuestra conducta sexual y social. Y es que cada persona tiene uno característico que está genéticamente determinado. con el Taller descubriremos cómo funciona el olfato, el sentido más primitivo que tenemos y al que normalmente no damos la importancia que merece.

 

Chacón nos ha explicado además al apagón de una hora de la iluminación de los monumentos emblemáticos de Ubrique mañana sábado. El Ayuntamiento de Ubrique se suma de este modo y por tercer año consecutivo a la Hora del Planeta, un movimiento global contra el cambio climático que promueve el WWF, el Fondo Mundial para la Naturaleza. Con el objeto de generar conciencia, mañana sábado entre las 20:30 y las 21:30, se apagarán las luces de los monumentos más emblemáticos del municipio, estos serán la iluminación ornamental exterior de la iglesia del San Antonio, el Museo de la Piel en el convento de Capuchinos y la Peña de la Cruz del Tajo. Una situación que se repetirá en más de 400 Ayuntamientos de España y la que ya se han acogido cerca de 4.000 ciudadanos y centenares de empresas y organizaciones.

La Hora del Planeta es una campaña de WWF que empezó en 2007 en Sidney, Australia, con el gesto simbólico de apagar la luz durante una hora como muestra de la lucha contra el cambio climático. Doce años después, se ha convertido en la mayor iniciativa mundial en defensa del medio ambiente y una llamada a movilizarse y a actuar de forma constructiva en defensa de nuestro amenazado Planeta.

Eduardo Weruaga de la Red Olfativa Española y Manuel Ángel Chacón, primer teniente de alcaldesa