Durante toda la jornada de hoy el personal del Centro Infantil “La Esperanza”, permanece en huelga, en protesta por el nuevo Decreto Ley 1/2017 del 28 de marzo, que regulará el modelo de financiación para el primer ciclo de Infantil (de 0 a 3 años). Está llamado a respaldar  la convocatoria sindical todo el sector a nivel andaluz. En la comarca de la Sierra han secundado la huelga, los diez centros públicos conveniados que mantiene la Mancomunidad de Municipios de la Sierra de Cádiz.

Hoy en La Mañana de Radio Ubrique, hemos conversado con la directora de “La Esperanza”, Pepi Vega, quien nos ha explicado las situaciones que se pueden generar en Ubrique tras la aplicación del nuevo modelo que establece el decreto y que en principio, se iba a ratificar hoy en el Parlamento Andaluz. Entre las acciones a emprender además de la huelga de hoy, el desarrollo de una concentración celebrada está misma mañana o la participación de las once trabajadoras ubriqueñas, en la manifestación que tendrá lugar esta tarde en Sevilla a las puertas del Parlamento.

El decreto que regula a las Escuelas Infantiles en Andalucía (RD/ 149 del 2009), se modifica y publica, según Vega, sin consensuar con la totalidad del sector, el pasado 28 de marzo. En él se pretende favorecer la escolarización en el primer ciclo de Infantil con el aumento de 1200 plazas y el incremento del 3 por ciento del presupuesto, con respecto al pasado curso. Para la directora de centro está circunstancia no afectaría a Ubrique, ya que en la actualidad no se dispone del espacio necesario para aumentar las 94 plazas que ya ofertan.

Lo que si afectaría a las familias que opten por esas plazas será la cuota que deberían abonar cada mes por el servicio. En la actualidad el coste de “La Esperanza” sin bonificaciones sociales es de 209,16 euros (sin servicio de comedor) y 278 euros (con comedor), sin embargo son pocos los que asumen estas cuantías, ya que la mayoría de usuarios se benefician de las bonificaciones por tramos establecidas por la Junta de Andalucía. “La gran mayoría de los matriculados abonan entre 30 y 80 euros”, asegura Vega quien explicaba que con el nuevo criterio se perjudica, con un 40 por ciento de incremento, los tramos medios, quedando excluidos los inferiores y los superiores. Es decir, los que están exentos de pago y los que aportan el cien por cien del servicio se mantendrían sin cambios, no así las familias con ingresos medios.

Además, en el nuevo modelo que se aprueba, se deja cierta libertad a los centros, que podrán adoptar un precio igual o inferior al precio público establecido, abriendo así el camino a la privatización del servicio.

Con todo ello, desde la dirección del centro se ha animado a las familias ubriqueñas a solicitar la matriculación en el próximo curso que se abrirá del 10 al 26 de mayo, ya que hasta que no se apliquen los baremos establecidos no se puede conocer con exactitud la cuantía que deberán abonar.  

La directora ha mostrado su gratitud a las familias de los 94 alumnos a los que prestan servicio en el actual curso, ya que el 97 por ciento de los padres han respaldado la petición  y no han acudido hoy al centro. En principio se mantienen en huelga tan sólo en la jornada de hoy, pero no se descartan próximas movilizaciones.

Pepi Vega, directora de la Escuela Infantil “La Esperanza” de Ubrique